Economía | Crisis Económica | Santa Fe | trabajadores

Petroleros en alerta por despidos y Aceiteros de paro por paritarias

La Federación de Trabajadores Aceiteros lanzó un paro nacional para rediscutir los salarios. En tanto, el gremio de los Petroleros advierte que el rubro del biocombustible está en riesgo por el congelamiento de las naftas. Hay fuentes laborales en peligro en Santa Fe.

La economía real sigue padeciendo los devastadores efectos de un modelo pensado y orquestado para la rentabilidad del mercado financiero. Dos industrias pujantes como la aceitera y la del biocombustible empezaron a sufrir las consecuencias de una coyuntura cada vez más recesiva.

En medio de la disparada inflacionaria y horas después de que la propia Unión Industrial Argentina (UIA) reconociera que deberán reabrirse las negociaciones paritarias por el contexto económico, la Federación de Trabajadores Aceiteros lanzó un paro nacional para rediscutir los salarios.

La medida de fuerza comenzó este miércoles a las 22:00 y será la primera de un plan de lucha "ante la falta de respuestas de las cámaras patronales". El paro jaquea una de las pocas actividad que genera dólares en la economía argentina.

"En el acuerdo paritario vigente firmado el 6 de diciembre de 2018 las partes acordaron una cláusula de revisión en la cual se comprometieron a reunirse en la primera quincena del mes de julio para analizar la evolución salarial y la coyuntura económica", explicaron desde el gremio en un comunicado.

"Sin embargo, tras dos meses en los cuales la crisis se ha acelerado y los salarios pierden día tras día su valor real, las patronales continúan sin brindar una respuesta seria al planteo que realiza esta Federación, al tiempo que se continúan multiplicando sus ya extraordinarias ganancias", añadieron. Y concluyeron: "Estas empresas, que venden en dólares y pagan salarios en pesos, hoy se niegan a cumplir con sus compromisos de renegociar los salarios. Pretenden que los trabajadores congelen sus ingresos y sufran las consecuencias de una crisis económica que impacta directamente en los hogares obreros.

Sin embargo, el presidente de la Cámara de la Industria Aceitera y el Centro de Exportadores de Cereales (Ciara-CEC), Gustavo Idígoras, desmintió el comunicado del gremio y afirmó que llegaron a un acuerdo de aplicar un anticipo financiero de 15 mil pesos para todos los trabajadores y que en octubre volverían a sentarse a negociar.

"Esto no fue aceptado y comenzaron la huelga nacional. El comunicado es erróneo en todos los aspectos. Les pido que vuelvan al diálogo porque hubo rotura plena de su parte", dijo a LT8. Idígoras adelantó que en caso de no retomar el diálogo pedirán la conciliación obligatoria al ministerio de Trabajo.

Cinco mil puestos de trabajo en riesgo en el sur de Santa Fe

La decisión de Nación de congeló el precio de los combustibles por 90 días trajo alivio y respiro en los consumidores, no así en las industrias que dependen de esta materia prima como la del biocombustible. Desde el sindicato alertaron que solo en el sur de Santa Fe hay cinco mil puestos laborales en riesgo.

Hay 54 plantas de biocombustibles, de las cuales 19 son de bioetanol y 35 de biodiésel, distribuidas en diez provincias: Tucumán, Salta, Jujuy, San Luis, Córdoba, Santiago del Estero, Entre Ríos, Buenos Aires, La Pampa, y Santa Fe. Hoy la actividad está casi paralizada.

"Es tal la gravedad del sector que están en riesgo miles de puestos de trabajo. Y eso se suma a trabajadores que ya han perdido su empleo”, dijo Rubén Pérez, secretario general del gremio santafesino de Petroleros. Y agregó: "Los empresarios también nos informaron que el impacto es mayor en la producción local que ya es baja debido a la importación de combustibles refinados para abastecer demanda”.

Dejá tu comentario