Entretenimiento | Cruzando el charco

Cruzando el charco: "vivimos la música como un partido de fútbol"

La banda de La Plata, lanzó "Lo Que Somos", su cuarto disco de estudio y regresa a Rosario para presentarlo en vivo el Sábado 24 de Agosto, desde las 21:30 hs en Mono (Santiago y Santa Fe). Hablamos con Francisco Lago (voz).

Francisco Lago es el cantante de Cruzando el Charco. Tiene treinta años, y es nacido y criado en La Plata. Desde chico forma parte de la fauna urbana del rock, siguiendo a bandas primero, y luego formando la propia. “Cuando iba a ver bandas todos los días, más o menos a los 15 años, las de mi época eran Don Lunfardo, Encías Sangrantes, La Cumparsita y Guasones”.

Hace poco editaron ‘Lo que somos’ un disco que cuenta con nueve canciones y tres productores. Con Juan Bruno y Pepe Céspedes de Bersuit hicieron la canción ‘Puede ser’ y ‘Colgados de este amor’ que son un rock y una cumbia. Y las otras siete con el rosarino Diego Olivero y Gastón Barenberg, ambos integrantes de la banda de Fito Paéz. “Estuvo bueno porque grabamos tocando en simultáneo, algo que nunca habíamos hecho, y fue una linda experiencia. A Gastón lo conozco porque compartimos el mundial de fútbol de artistas, y nació una amistad, y conocimos nuestros trabajos” ¿Cómo es eso de la selección? “En Argentina existe eso. Músicos, actores…una selección que jugó el mundial, fue en Rusia”. ¿Y cómo salieron? “De cinco partidos ganamos cuatro, y perdimos uno. Pero los bielorrusos ganaron todos, y salieron campeones” Tal vez perdimos la copa, pero tocamos mejor. ¿Son buenos músicos los bielorrusos? “Justamente el mundial se trata de que con el mismo equipo que armas para jugar a la pelota, tenes una banda. En eso ganamos a la mejor performance. La banda armaba con Gastón en batería, Emmanuel Horvilleur y yo en voz, Benjamín Rojas también cantaba, y la rompió porque en Rusia tiene muchos fans a partir de Rebelde Way. En guitarra Rodri Pérez de Ciro y los Persas…y también estuvieron Los Totoras…una linda banda”. Para más datos, Horvilleur es una especie de Pupi Zanetti de la selección de artistas, por la cantidad de años que la integra. Por esas filas, también han pasado el Zorrito Von Quintiero, Luciano Pereyra, Andrés Ciro Martínez, y muchos más. Pero volvamos a la música. En cuanto a ‘Lo que somos’ el disco que vienen a presentar, dentro de la paleta musical que manejan, no tiene funk como en los otros, o salsa, y “tal vez también tenga menos máquinas. Pero tiene candombe, cumbia, rock. Se encuentran muchas cosas” Y promete tocar en Rosario todo el disco nuevo.

¿Pensas que La Plata tiene una rica historia de bandas por el vínculo con la juventud que le brinda ser una ciudad universitaria?

Creo que al tener tantas facultades, ni hablar Bellas artes, hay estudiantes de todo el país. Está lleno de jóvenes. Entonces hay mucha cultura, y de rock, hay muchísimo.

¿Cómo está hoy la escena allá?

Hay muchísimas bandas. En los últimos cinco años surgieron bandas nuevas, nuevos estilos, no sólo rock. Es muy fuerte el Indie, el trap, el rap. Bueno, como en todo el país. Pero está muy fuerte la cultura musical.

¿Ustedes cuanto hace que empezaron a salir de La Plata a otras ciudades?

Tenemos siete años de banda y los últimos tres fueron clave, con la salida del disco anterior que se llama ‘A mil’. Pudimos ir a Córdoba, Rosario y Uruguay. Y también a empezar a llevar gente en Buenos Aires. Empezamos con lugares de cien o doscientas personas, y hoy podemos tocar en lugares más grandes, y la gente nos apoya a full. Y acá la verdad que no nos podemos quejar. Recibimos un cariño inmenso, cada vez que tocamos, se llena. Y nos pasa lo mismo en otros lugares. Uruguay es como una segunda casa para nosotros. Por suerte nos pasa eso. Por ahí hay bandas, como Sueño de Pescado por ejemplo, otra banda de acá de La Plata, que sale de gira y muchísima gente de La Plata se moviliza para ir a verlos y llenan en todos lados. Y a nosotros nos pasa que la gente de cada lugar nos va a ver. Si bien también desde La Plata se organizan y van, pero en cada lugar hay gente que escucha la banda.

¿En Uruguay les va bien por la musicalidad rioplatense que tienen o por el nombre de la banda?

El nombre supongo que un poco ha ayudado, porque se presta a la confusión. De hecho muchos piensan que somos uruguayos. Y también el estilo de las canciones. Nosotros vivimos la música casi como el fútbol, cada recital es como un partido. Y en Uruguay es un poco así, entonces yo creo que nos tienen cariño un poco por eso.

¿En qué sentido decís que lo viven como el fútbol?

Es el momento que más disfrutamos, donde dejamos todo. Es como salir a la cancha a transpirar la camiseta como si fuese una final. Ese día, por más que hayamos preparado miles de detalles, el profesionalismo un poco se nos va al carajo y vamos a dejarlo todo ahí. A veces sin importar tanto la prolijidad, y eso un poco transmite, y la gente lo nota, lo siente así. Por lo menos a mí me parece, y yo lo vivo así, y es lo que noto en el público.

¿Sienten que tienen cierta complicidad con la gente que los sigue?

Sí, tal cual. Te diría que un show de la banda, es mitad y mitad.

Me llama la atención lo que me decís. Porque después de lo ocurrido en Cromañón, se puso en discusión eso. Sobre cuanto tenía que tener de protagonismo el público en los shows, y vos te estás haciendo cargo de que es mitad y mitad.

Yo te digo que sí. En nuestro caso, es así. Si el público está parado, le pone poca onda, eso…bueno, siempre lo damos todo, pero no es lo mismo. Si tenes la gente enchufada, al igual que vos, es otra cosa.

¿Y a la hora de componer eso lo tenes en cuenta? Lo digo porque por ahí te sale una canción que pensas que a la gente no le va a gustar. Y sí la gente es muy importante para tu show, ¿qué haces?

Me pasa bastante…muchas veces me pasa eso. Pero tengo la suerte de que justo al público nuestro le gustan las mismas canciones que me gustan a mí. Pero no suelo sacar una canción si no estoy conforme, y cuando saco los temas, la gente acompaña. Así que creo que tengo los mismos gustos que la gente que nos sigue.

Dejá tu comentario